CASA RAUL - MATHIAS KLOTZ

Por 21:20:00

Mathias Klotz es uno de los exponentes más prometedores de la arquitectura joven latinoamericana y, quizás, el arquitecto chileno reciente más conocido en el exterior actualmente. Finalizados sus estudios, Klotz comenzó a construir casas para clientes que solicitaban segundas residencias, este factor le permitió experimentar con la creación de grandes espacios únicos. Como él mismo afirma "en una casa se puede "volar" tan lejos como las obsesiones del cliente lo permitan. Hay muchísima materia para lo subjetivo. Sobre todo cuando hacés casas de fin de semana o una segunda casa, porque tienen algo de excentricidad. Como un auto deportivo o un vestido para el fin de semana."

Las obras del chileno se caracterizan por el énfasis en los volúmenes pronunciados, en la claridad de líneas y en la búsqueda de una armonía con el paisaje así como con la vida que se dará en el interior de sus construcciones. Tal es así que, tempranamente, fue elogiado por la «sofisticada sencillez» de sus construcciones, dotadas sobre todo de gran sensibilidad. Por tales motivos hoy hago un recorrido por una de sus obras mas reconocidas, la casa Raúl.


La Casa Raul, es una vivienda de fin de semana, ubicada en los cerros que rodean la laguna de Aculeo, a 60 kilómetros de Santiago. La obra fue comisionada por un amigo del arqutiecto cuyo hijo tuvo un accidente que lo dejó discapacitado. El desafío era lograr una obra que, pese a encontrarse en una zona de una topografía accidentada, fuera cómoda y amplia en su circulación.

Algo que caracteriza definitivamente las obras de Klotz es su directa relación y respeto para con el entorno, en este caso, la obra se encuentra emplazada en la ladera de un cerro con fuerte pendiente que presenta excelentes vistas en 180 grados de este a oeste. Por un lado, la laguna y hacia el otro, la cordillera de los Andes de fondo.
















Su construcción esta realizada con materiales y tecnología básicos, ya que el bajo presupuesto fue un tema relevante a la hora de proyectarla. Sin embargo, estós son la expresión de una sensibilidad y una técnica adecuada y racional que, añadido a una delicada percepción del entorno, crean un trabajo articulado, elegante y coherente, lleno de sustancia.

Su estructura es mixta, utilizando pilotes de hormigón en su base, estructura de acero y madera para el resto. Todo el interior es de madera de pino, lo que confiere un ambiente cálido, puro y limpio, en perfecta armonía con la energía del lugar, logrando una austeridad pragmática.



























Mientas que exteriormente la casa es oscura para mimetizarse con el paisaje, inreriormente es blanca para aumentar la luminosidad.

Proyectista pragmático y diseñador poético, sus creaciones destacan siempre una idea central. Cada obra busca relacionarse con el contexto de una manera estimulante. Sus cajas vuelan, flotan, pero nunca pasan desapercibidas. Sin dudas, Mathias Klotz es uno de los arquitectos que mas admiración me producen. Cuando se le pregunta a él mismo que es lo que no le perdonaría a un proyecto de arquitectura, responde: "Qué no tenga una relación armónica con el entorno, que no resuelva de manera eficiente el programa y que no haga un uso razonable de los recursos. Cuando un tipo tiene que hacer por ejemplo, el Museo de Bilbao, y hace a un lado una especie de torre de docepisos de altura sin nada adentro sólo para que combine con un puente urbano; la verdad, lo encuentro sospechoso (Clara critica al famoso arquitecto Frank Gehry). Hay arquitectura en serio y arquitectura espectáculo. Y yo, la que está hecha en serio, la considero conservadora pero en sentido positivo. Porque en un mundo como éste, en que todo es imagen y consumo, tratar de hacer las cosas de manera más prudente, a largo aliento, llamando menos la atención, es una actitud conservadora que está bien."

También podría interesarte

0 comentarios